06 mayo 2012

El Infinito nº 1


El infinito nº 1
Robert Kirkman y Rob Liefeld
Rústica. 192 páginas. Color. 16,95 €. Planeta DeAgostini


Robert Kirkman, guionista prolífico donde los haya, es conocido sobre todo por Invencible y Los Muertos Vivientes, dos de sus series de creación propia con más exito entre los aficionados. Pero Kirkman es un guionista que no para de trabajar y actualmente, ademas de los títulos antes mencionadas, escribe varias series para la editorial Image Comics entre las que se encuentran por ejemplo Haunt, El Asombroso Hombre-Lobo, serie de la que ya hemos hablado en este blog, y El Infinito, en la que colabora con el enfant terrible del cómic estadounidense Rob Liefeld, autor odiado y amado a partes iguales.
Kirkman afirma en el prólogo que creció leyendo los cómics que Rob Liefeld dibujó para Marvel y siempre sintió admiración por el creador de Youngblood, así que el guionista asegura que trabajar con Liefeld en El Infinito ha sido un sueño hecho realidad.
De momento, y hasta la fecha, en los Estados Unidos se han publicado únicamente los primeros cuatro números de la serie, y son precisamente esos primeros cuatro números junto a infinidad de extras, el material que Planeta acaba de publicar recientemente en un tomo en nuestro país.
Este tomo nos narra la historia de una organización de villanos llamada El Infinito que, liderada por el misterioso Imperius viaja al pasado para hacerse con el control del mundo, convirtiéndose así en el amo del mundo en el futuro. La única persona que podrá detenerle será Bowen, un personaje del que apenas conocemos nada, únicamente que viajará al pasado a un punto de la historia en la que podrá detener a Imperius y a su organización y para conseguirlo contactará con su yo del pasado y con uno de sus mejores amigos para formar un pequeño ejercito de seres que luchen contra los planes del villano.
Con los viajes en el tiempo como elemento conductor de la trama urdida por Kirkman, el lector seguidor de la obra de Liefeld encontrará en esta historia todo el recital de elementos visuales ya de sobras conocidos que han hecho de este autor la rutilante estrella que es hoy en día, a saber: poses imposibles, dientes apretados, grandes armas, etc.
De momento, y a la espera de leer las siguientes entregas, digamos que su guionista no será recordado por esta historia que es bastante enrevesada y da la sensación de que Kirkman no sabe muy bien a donde quiere ir a parar y la historia va dando tumbos sin tener una dirección definida.
Del dibujo de Liefeld poco puedo decir, o te encanta o lo odias, no hay término medio, y yo reconozco que en su día flipé bastante con sus dibujos en la última etapa de Los Nuevos Mutantes y los primeros números de su X-Force.
Pero lo que verdaderamente llama la atención de este tomo la gran cantidad de extras que incluye el tomo en el que podremos ver un montón de bocetos, portadas alternativas, páginas a lápiz, etc; y en los que encontramos bastantes dibujos a lápiz de Liefeld que hay que reconocer que no están nada mal antes de ser entintados.
En resumen, si te gustan los cómics de Kirkman, cómpralo y puede que te guste, y si te gustan los cómics de Liefeld, cómpralo y disfrutarás como un enano.

2 comentarios:

J Calduch dijo...

Hola. Solamente avisar de que la serie ha concluido en ese cuarto número por diferencias creativas entre guionista y dibujante. Básicamente Liefeld sugirió un entintador nuevo que le permitiera elaborar menos las páginas (seguramente por su aumento de trabajo para DC), pero a Kirkman esas páginas de prueba le parecieron muy "poco Liefeld", y para él la gracia del asunto era trabajar con un producto made in ROB. Así pues, no habrá más episodios :(

Javi dijo...

Pues es una lástima lo que nos comentas, porque este tebeo estaba destinado a ser otra de las obras maestras de Rob!.