23 octubre 2014

Macanudo 10 (Liniers, Reservoir Books)


El décimo tomo recopilatorio de Macanudo, además de ser un número redondo celebra en su interior el décimo aniversario de la famosa, y siempre divertida, dibujada por el argentino Liniers. Para celebrar los diez números, esta nueva entrega es un especial con el doble de páginas.
El lector familiarizado con el particular y loco universo de Liniers disfrutará de lo lindo con un buen puñado de tiras que siguen contándonos esos breves, divertidos, y en ocasiones poéticos, momentos de la vida de los inolvidables personajes que habitan en Macanudo, entre ellos los duendes de colorines, Olga, Enriqueta y sus inseparables Fellini y Madariaga, o el Capitán Déjà vu, por citar solo algunos.
Y es que si por algo son especiales las tiras de Liniers, es que no están protagonizadas por personajes fijos ni cuentan una historia convencional, sino todo lo contrario, sus tiras las protagonizan cientos de personajes, y en ellas su autor además de incluir un gran número de referencias a toda manifestación de la cultura popular, utilizar con guasa el meta lenguaje y dibujarse a sí mismo en las tiras con orejas de conejo, se las ingenia para resultar gracioso a pesar de haber repetido los mismo chistes, aunque con pequeñas variaciones, en más de una ocasión.
Las influencias de Liniers son bastante evidentes, entre ellos grandes maestros del Arte de la tira cómica como son Gary Larson, Charles Schulz o Bill Watterson, en los que el autor se inspira para desarrollar un estilo personal cien por cien argentino.
El tomo se cierra, a modo de extra, con una serie de tiras apócrifas en las que varios dibujantes, amigos  y la hija de Liniers, dibujan su propia versión de las tiras de Macanudo en un experimento bastante curioso.
Ternura, humor, poesía y buen rollo son los ingredientes que hacen de Macanudo una tira tan disfrutable, que con diez años a sus espaldas y con innumerables tiras dibujadas, aún sigue manteniendo las frescura de las primeras entregas.
En definitiva, un nuevo y recomendable Macanudo ideal para leer, prestar, regalar y, en definitiva, con el que disfrutar del buen humor y el optimismo de Liniers.

Macanudo 10
Liniers

Rústica con solapas. 194 páginas. Color. 14,90 €. Reservoir Books

22 octubre 2014

Crisis Final (Grant Morrison y Varios autores, ECC Ediciones)


Desde hace unos días se viene rumoreando en los mentideros de Internet que DC podría estar preparando unas nuevas Crisis para el año que viene. Aún no se ha confirmado nada de manera oficial, pero con los antecedentes de la editorial todo apuntaría a que la Crisis Final no sería la Crisis definitiva que nos vendieron antes de la llegada de The New 52.
Para la editorial venía siendo tradición desde hace años organizar cada cierto tiempo unas Crisis como Didio manda con el fin de menear el status quo del Universo DC, lanzar series y conceptos nuevos, subir un poco las ventas y ya de paso homenajear a las míticas Crisis en Tierras Infinitas, obra de Marv Wolfman y George Pérez.
La tarea de escribir Crisis Final, que según reza el título será la última y definitiva, al menos hasta la fecha, recayó en el escocés Grant Morrison, que por aquel tiempo también estaba escribiendo una de las etapas de Batman más recordadas por los aficionados del Hombre Murciélago.
Para aquellos que conozcan la obra de Morrison, están sobre aviso, para todos los demás no está demás avisarles sobre lo irregular de su producción conjugando obras que son auténticas obras maestras, con otras que podríamos calificar como verdaderas idas de olla que, en más de una ocasión, suelen dejar al lector con cara de pasmo. Si por algo se han caracterizado siempre las obras del guionista escocés es por presentar a los lectores un torrente de ideas extremadamente interesantes a lo bruto que, o bien por su incapacidad por desarrollarlas o bien por la falta de entendimiento con sus dibujantes, acaban diluyéndose en unas historias que necesitan la máxima atención por parte del lector o en ocasiones alguna que otra relectura. A Jack Kirby, uno de los ídolos de Morrison, solía ocurrirle lo mismo que al guionista escocés cuando escribía sus propias historias, cuando su desbordante imaginación y sus alocadas ideas acababan sepultando a la historia que el mítico dibujante quería contar. La mención a Kirby no es baladí, ya que Morrison se permite en Crisis Final rendir un sentido homenaje a las creaciones del Rey, creando nuevas versiones de los personajes del Cuarto Mundo y presentando a un nuevo Darkseid, y a su original concepto de la Ecuación Anti-vida, como los enemigos a batir en esta ocasión por los héroes del Universo DC.
Como en toda buena Crisis que se precie, y siguiendo la tradición, no podían faltar los cielos rojos, las impepinables muertes de superhéroes (que volverán tarde o temprano), el regreso de cierto velocista escarlata veterano y toda la grandeza y épica de este tipo de eventos.
Aún así, y si pasamos por alto algunos pasajes de la historia bastante confusos, puede que por que nos falte información de los crossoves o tie-ins, o puede que por el desesperante baile de dibujantes, Crisis Final contiene varios momentos memorables a destacar, como por ejemplo la reunión de los sosias de Superman de todos los mundos alternativos habidos y por haber, la carrera de Flash contra la Muerte y el emotivo número en el que se recuerda al Detective Marciano, escrito por Peter Tomasi.
En cuanto al apartado gráfico, nos encontramos con páginas dibujadas por autores de la talla de J. G. Jones o Carlos Pacheco, que con sus espectaculares dibujos nos hacen olvidar, al menos un poco, el baile de dibujantes ya mencionado.
La edición por parte de ECC Ediciones en un estupendo tomo en tapa dura, recopila el material original proveniente de Final Crisis 1 al 7, Final Crisis: Requiem, Final Crisis Submit y Superman Beyond 1 y 2, y además incluye a modo de jugosos extras varias páginas con gran cantidad de bocetos y diseños de los conceptos y personajes creados para la ocasión por Morrison y compañía.

Crisis Final
Grant Morrison y Varios autores
Cartoné. 416 páginas. Color. 30 €. ECC Ediciones

21 octubre 2014

DC Comics. Crónica visual definitiva (Varios autores, DK / Pearson)


Al sacar del interior del bonito estuche que contiene DC Comics. Crónica visual definitiva, lo primero que llama la atención es, sin duda, la espectacular portada realizada por el dibujante Ryan Sook, en la que no falta ni un solo personaje o momento a destacar de la larga historia de DC Comics.
La editorial DK ya tiene experiencia en publicar este tipo de crónicas visuales y realmente hacen un trabajo espectacular traduciendo y adaptando al español los nombre de los personajes y series. Tras un par de libros dedicados a Marvel, ahora le ha tocado el turno a DC, y en este voluminoso libro el lector encontrará un exhaustivo y nostalgico recorrido a través de los 75 años de historia de la editorial desde sus inicios, cuando aún se la conocía como National Alliated Publications y vieron la luz sus primeras publicaciones, hasta llegar hasta nuestros días y concretamente hasta The New 52, el último reboot de la editorial, hasta el momento.
Al ser una crónica visual, la imagen predomina sobre los textos informativos que acompañan a las imágenes, pero aún así estos textos son sumamente interesantes y están repletos de jugosas anécdotas, lo que convierte a este libro en una verdadera delicia para el aficionado DeCeíta, que tendrá la opción de comenzar a leer el libro por el año en el que conoció el Universo DC y recordar así aquel cómic o personaje con el que conoció a la editorial, o por el contrario, si así lo desea, podrá comenzar a leerlo desde los orígenes de la editorial e ir repasando la extensa historia y las innumerables publicaciones de DC mes a mes, y año a año, desde Febrero de 1935 hasta Julio de 2014.
Su vistoso diseño, y la cuidada elección de sus imágenes hacen que esta crónica visual definitiva sea el  libro ideal que todo buen aficionado al Universo DC debería tener en su mesita del comedor, siempre listo para cualquier consulta o bien para leer con calma sus innumerables entradas que recogen hechos tan memorables de la historia de la editorial como puedan ser la irrupción del Comics Code, el relevo generacional que supuso la Silver Age, la publicación de Watchmen y Dark Knight Returns o La Muerte de Superman, por citar solo algunos, o el recuerdo a algunos de los personajes menos conocidos de la editorial como Scalphunter o Captain Carrot, incluso tomándose la molestia de citar algunas de las muchas y variadas licencias que DC publicó adaptando series de televisión como la comedia Welcome Back, Kotter o la serie animada Super Friends, lo que nos demuestra el mimo y el detalle con lo que sus autores, los estudiosos Matthew K. Manning, Daniel Wallace, Mike McAvennie, Alex Irvine y Alan Cowsill, han confeccionado esta recomendable y completa guía visual de la editorial en la que fueron creados auténticos iconos de la cultura popular como son Superman y Batman.
Gracias a la magnífica labor realizada por DK y Pearson tenemos la suerte de poder leer traducido al castellano este recomendable DC Comics. Crónica visual definitiva, que es un libro que más que leer, hay que tener y atesorar como oro en paño y que podéis conseguir en la web de Pearson.

DC Comics. Crónica visual definitiva
Varios autores
Cartoné + estuche. 352 páginas. Color. 27 €. DK / Pearson

20 octubre 2014

Deadline (Laurent Fréderic Bollée y Christian Rossi, Yermo Ediciones)


Algunos se preguntarán si se puede contar una historia de corte intimista dentro de un género en ocasiones tan limitado como el Western, y concretamente con la Guerra de Secesión, como telón de fondo. La respuesta a esa pregunta es un rotundo sí, y nos la han dado el guionista Laurent Fréderic Bollée y el dibujante Christian Rossi en su estupenda Deadline.
Deadline nos cuenta, a través de diversos saltos en el tiempo, una historia de pasión y venganza con sentimientos más grandes que la vida y donde acompañaremos al protagonista, Louis Paugham, en varios momentos claves de su vida, que de una u otra manera marcarán para siempre el camino que deberá transitar en su recorrido vital.
Veremos como un joven Louis, tras ser reclutado por el ejército sudista, se le asigna la tarea de trasladar a un grupo de prisioneros de la Unión, entre los que se encuentra un joven de color, que se convertirá en una auténtica obsesión para Louis que verá como afloran en él una serie de sentimientos que no llegará a comprender hasta que sea demasiado tarde.
Bollée plantea de manera magistral los conflictos internos de un personaje en búsqueda de su propia identidad, en una época dura e intolerante donde las líneas trazadas en el suelo separaban algo más que grandes extensiones de terreno.
En el apartado gráfico, nos encontramos con el veterano Christian Rossi, dibujante de obras tan conocidas como Jim Cuttlas o W.E.S.T., que como ha demostrado en sobradas ocasiones es todo un experto en este género, y todo un portento del lápiz y del coloreado, por lo que es una gozada leer sus historietas, como también lo es en esta ocasión.
El tomo, magníficamente editado por Yermo, además de la historia completa, recoge una serie de bocetos a lápiz, a tinta, y coloreados, firmados por Rossi que son sencillamente impresionantes.
Una historia muy recomendable para todos aquellos que sepan apreciar historias de carácter intimista e introspectivo.

Deadline
Laurent Fréderic Bollée y Christian Rossi
Cartoné. 96 páginas. Color. 24 €. Yermo Ediciones

19 octubre 2014

Los Caminantes: Orígenes (Carlos Sisí y Enric Rebollo, Planeta DeAgostini)


De un tiempo a esta parte la literatura dedicada al subgénero zombie en nuestro país ha vivido un boom de ventas que parece lejos de terminar. Prácticamente todas las editoriales han encontrando un filón por explotar con la novelas ambientadas en España con los muertos vivientes como tema principal, y grandes éxitos del género como Apocalipsis Z de Manel Loureiro o Los Caminantes de Carlos Sisí ratifican el gran momento que está viviendo la literatura-Z.
La obra de Carlos Sisí se ha convertido en todo un fenómeno y aparte de la trilogía de novelas publicadas en varias ediciones, ha visto publicado un libro-juego, y desde hace unos meses se puede encontrar en las librerías la precuela en formato cómic, escrita por el propio Sisí y dibujada por el veterano Enric Rebollo, dibujante de plena actualidad por ser el autor tras las aventuras en cómic del personaje cinematográfico Torrente.
Orígenes es el título de esta precuela en la que se nos narra los inicios del brote de la epidemia zombi, y donde se nos presentan a algunos personajes que posteriormente tendrán mayor protagonismo en la trilogía de novelas.
Sisí ambienta esta precuela en una soleada Málaga asediada por hordas de zombis, en la que nos narra una típica historia de supervivencia, donde todos los elementos que ya son clichés dentro del género no pueden faltar, y sin embargo hacen funcionar al relato gracias a la naturalidad con la que están retratados algunos de los personajes y el ágil dinamismo con el que se presentan todas las situaciones de la historia.
El estilo de Rebollo, en esta obra en concreto, se ampara en la inmediatez de un dibujo ágil y rápido exento de entintado, que aporta una mayor velocidad a la narración sin dar ni un momento de respiro al lector, apoyándose únicamente en el lápiz y en el eficaz sombreado de grises.
En definitiva, una historia de zombis correcta, que no aporta nada novedoso al género, pero que nos demuestra que en este país se pueden hacer cómics de zombis la mar de entretenidos, que poco o nada tienen que envidiar a grandes obras del género Los muertos vivientes, por poner el ejemplo de más éxito.
Para aquellos, que como yo no han leído aún las novelas, sólo me queda recomendaros Los Caminantes: Orígenes, ya que quizá os sirvo como pequeño aperitivo de lo que podréis encontrar en las novelas originales.

Los Caminantes: Orígenes
Carlos Sisí y Enric Rebollo

Cartoné. 144 páginas. B/N. 15,95 €. Planeta DeAgostini

18 octubre 2014

100 Balas: Hermano Lono (Brian Azzarello y Eduardo Risso, ECC Ediciones)


Finalizada la serie 100 Balas, muchos dirían que pocas o ninguna historia más se podría contar de una serie que al llegar a su número 100 concluyó todas sus tramas y quedó perfectamente cerrada, pero aún así sus autores, el guionista norteamericano Brian Azzarello y el dibujante argentino Eduardo Risso, decidieron que tras unos años de descanso había llegado el momento de retomar la serie y contar en una miniserie una nueva historia con unos de sus personajes, siendo el elegido Lono, alias El Perro, uno de los personajes de 100 Balas más conocido y querido por los aficionados.
Hermano Lono sitúa su acción cuatro años después del final de 100 Balas, y nos presenta al carismático asesino de origen hawaiano en busca de su redención personal en Durango, un pequeño pueblo mejicano perdido de la mano de Dios, controlado por una banda de criminales liderada por unos misteriosos capos conocidos como Las torres gemelas.
De este modo veremos como Lono intenta expiar todos los pasados de su anterior vida ayudando al cura del pueblo en su parroquia, mientras intenta por todos los medios contener a su bestia interior que pugna por liberarse como en los viejos tiempos.
Para complicar todo aún más, al pueblo llega un agente encubierto de la DEA dispuesta a investigar y reunir las pruebas necesarias para acabar de una vez por todas con la banda criminal que ha hecho del pueblo de Durango su patio de recreo.
A pesar de no ser una historia demasiado original, Azzarello se las ingenia para dotar del carisma suficiente a todos los personajes que aparecen en la historia, mostrándonos que prácticamente todos tienen secretos que ocultar y pecados que expiar.
Al acabar de leer este cómic uno tiene la impresión de haberse leído una historia que bien podría haber sido un Western, al contener todos los elementos característicos del género, mientras por su parte el protagonismo del personaje de Lono llega a ser meramente anecdótico, ya que la historia podría haber funcionado de la misma manera con algún nuevo personaje creado para la ocasión, que no estuviese relacionado de ninguna forma con la historia narrada en100 Balas.
Aún así, Hermano Lono nos presenta una sólida y contundente historia de género negro de lo más disfrutable, que encantará a los aficionados al género y a los seguidores de 100 Balas, ya que incluye todos los elementos que convirtieron a la creación de Azzarello y Risso en una serie de culto, con un guionista que está en plena forma, regalando a sus personajes unos afilados diálogos Hard Boiled marca de la casa, y con un dibujante francamente inconmensurable, que imparte una lección magistral de como debe contarse una historia eligiendo siempre los planos más originales sin renunciar en ningún momento a la fluidez de la narración.
El tomo publicado por ECC Ediciones recopila los números 1 al 8 de la serie original, incluidas las impresionante portadas firmadas por Dave Johnson, el que fuera también portadista de 100 Balas.

100 Balas: Hermano Lono 
Brian Azzarello y Eduardo Risso

Rústica. 192 páginas. Color. 17,95 €. ECC Ediciones

17 octubre 2014

Los gatos son raros y más observaciones (Jeffrey Brown, La Cúpula)


Si hay una discusión que estará siempre por encima de la eterna lucha entre Marvel y DC de los, en ocasiones, cansinos aficionados a los tebeos, esta es sin duda la disputa sobre que mascota nos gusta más, si los gatos o los perros. Mucha gente lo tiene claro y elegirá siempre a los felinos por encima de cualquier animal, y cualquiera que haya tenido gatos sabrá de lo que hablo, ya que uno se puede pasar horas mirándolos y pasarlo mejor que viendo cualquier programa de televisión. Si no me creéis, solo tenéis que buscar en Internet vídeos de gatitos y pasaréis una tarde de lo más entretenida.
Los gatos dan muchísimo juego y muchos dibujantes se pueden pasar horas y horas observando a sus mascotas para después plasmar en sus tebeos todas las ocurrencias, monerías o trastadas que estas criaturitas son capaces de hacer durante el día, siempre y cuando no estén durmiendo, claro está.
Uno de estos dibujantes es el estadounidense Jeffrey Brown, que una vez finiquitada su famosa trilogía de las novias en las que nos contaba sus azarosas relaciones sentimentales a modo de historias autobiográficas, vio en el mundo de los gatos todo un filón por explotar.
Brown lo tuvo claro desde el principio y, en lugar de grabar y subir videos de sus gatos a Youtube, decidió dibujar una serie de historietas cortas en las que los protagonistas absolutos fueran sus gatos.
El historietista nacido en Michigan se ha convertido en el cronista oficial de las ajetreadas y divertidas vidas de sus mascotas en dos recomendables libros para personas cat-friendly, titulados Gato saliendo de una bolsa y otras observaciones y este Los gatos son raros y más observaciones, que La Cúpula ha publicado recientemente en una nueva edición en tapa blanda.
En Los gatos son raros y más observaciones, Brown prosigue, como si de un estudioso naturalista se tratara, dejando constancia de todas las divertidas aventurillas de sus peludos mininos y aprovecha para dar algunos consejos a aquellos que tengan, o tengan pensado tener gatos, como por ejemplo como elegir el nombre ideal para cada gato, como saber la hora usando a un gato o como hacer un burrito con un gato si este tiene cita con el veterinario y así evitar que tu mascota te deje alguna que otra marca.
Las diferentes historietas se van intercalando con varios retratos "al natural" de sus mascotas dibujados por Brown.
Estas historias de gatos seguramente no pasarán a la historia del medio como la mejor obra de Jeffrey Brown, pero si algo nos demuestran es que su autor quiere con locura a sus gatos y que seguramente se lo habrá pasado en grande dibujándolas, del mismo modo que servidor se lo ha pasado leyéndolas.
Solo me queda recomendar este libro a los amantes de los gatos, tengan estos gatos o no, a los fans de los videos de gatitos de Internet y, por supuesto, a los seguidores de la obra de Brown, que aún siendo esta una obra que algunos podrían considerar como menor dentro de su carrera artística, no deben dejar de echarle al menos un vistazo ya que se divertirán de lo lindo con ella.
Especialmente recomendado para aquellos a los que les gusten los gatos y no puedan convivir con ellos porque son alérgicos, ya que al leer Los gatos son raros y más observaciones tendrán la sensación de estar conviviendo con ellos.

Los gatos son raros y más observaciones
Jeffrey Brown

Rústica con solapas. 116 páginas. Color y B/N. 12,50 €. La Cúpula