17 julio 2012

Halcyon


Halcyon
Marc Guggenheim, Tara Butters y Ryan Bodenheim

Rústica. 128 páginas. Color. 12,95 €. Planeta DeAgostini

Como afirma el guionista Marc Guggenheim en el prólogo del tomo que acaba de publicar Planeta, todo empezó con Watchmen. El éxito que la galardonada obra de Alan Moore y Dave Gibbons cosechó, marcó el comienzo, muy a su pesar, de una nueva corriente de cómic adulto dentro del cómic mainstream en el que los superhéroes se apartaban de sus ideales heróicos y se convertían en personajes oscuros y atormentados. De este modo, y tras la llegada a las dos grandes editoriales de nuevos guionistas como Warren Ellis, Grant Morrison o Garth Ennis, fueron apareciendo cómics que seguían la estela marcada por Watchmen y que, en menor o mayor medida, recogían y exploraban algunos de los conceptos tratados en la obra de Moore y Gibbons.
Marc Guggenheim y su esposa Tara Butters, coguionista de la obra, se apuntan al carro de estos nuevos cómics y, de nuevo con Watchmen como referencia, crean una historia en la que se nos plantea la siguiente pregunta: ¿que ocurriría si la interminable lucha por el bien y la justicia llegara a su fin, y como resultado se creara una utopía en la que los superhéroes quedarsen obsoletos?.
En este nuevo mundo utópico veremos como Sabre, – un trasunto de Batman y uno de los integrantes del supergrupo Halcyon – comienza a intuir que tras el supuesto milagro hay gato encerrado, por lo que comenzará a investigar las misteriosas razones por las que el mundo ha cambiado de la noche a la mañana. Las pesquisas de Sabre le llevarán a descubrir un terrible secreto, que hará que los componentes de Halcyon comiencen a dudar sobre si es lícito o no terminar con el libre albedrio de los ciudadanos con el fin de conseguir un mundo perfecto.
Guggenheim y Butters presentan a una serie de personajes inspirados en otros héroes que no dejan de ser icónos reconocibles por cualquier lector habitual de cómics de superhéroes, lo que nos hace preguntarnos como de interesante hubiese sido la historia de Halcyon de haberse realizado con los personajes originales en los que están basados los Sabre, Zenith, Transom, Oculus, etc.
En el apartado gráfico, nos encontramos con el dibujante Ryan Bodenheim, un autor prácticamente desconocido por estos lares, al que se le nota bastante desganado en este trabajo, donde parece haber resuelto algunas páginas con prisa y dejadez. No obstante, apunta buenas maneras como narrador y esperemos que su estilo de dibujo siga evolucionando en sus próximos trabajos.
Ante el férreo control que ejercen editoriales como DC y Marvel sobre sus franquicias, da gusto ver que dentro del cómic mainstream existen editoriales como Image que dejan libertad creativa total a sus autores creando obras de lo más recomendable como esta miniserie de cinco números de Halcyon, de la que podríamos ver una posible continuación, ya que su sorprendente final deja al lector con ganas de más.
La edición por parte de Planeta recopila la miniserie completa, con sus respectivas portadas y como extras una galería de diseños de personajes acompañados de comentarios de guionista y dibujante y la evolución de varias páginas desde el guión hasta el acabado final.